Semana Santa en la Ciudad de Cusco es celebrada en las diversas parroquias y templos donde el pueblo católico recuerda la pasión y muerte de Jesucristo. En conmemoración a este hecho, el pueblo cusqueño rinde culto al Patrón Jurado de Cusco, "El Señor de los Temblores".

Inicia el Domingo de Ramos, recordando la entrada triunfal de Jesús a la ciudad de Jerusalem, montado en un asno, aclamado por la multitud que lo recibió con hojas de palmas en la mano, las cuales representan el triunfo y la alegría. Por ello en las misas de Domingo de Ramos los fieles acuden portando estas palmas y hojas de olivo, provenientes de la selva cusqueña y de la costa.
Aproximadamente a las 9.00 a.m. se realiza la tradicional "Bendición de Ramos" y una celebración eucarística en la Catedral del Cusco.

El Lunes Santo, día central de la Semana Santa, está dedicado al “Señor de los Temblores” (Taytacha) Patrón Jurado de Cusco, en el que 80 mil devotos, aproximadamente, se congregan en la Plaza de Armas para realizar el recorrido de la tradicional procesión y posteriormente recibir la bendición de Ramos. Inicia desde muy temprano con solemnes misas de comunión a partir de las 8.00hs. y se prosigue con misas a cada hora hasta las 12.00hs. del mediodía.

La Procesión inicia a las 2 de la tarde, ante los repiques de las campanas de la Catedral y de la Compañía de Jesús, para recorrer las calles principales del centro histórico del Cusco adornadas con alfombras de flores y aserrín multicolor. A su paso por las diferentes calles, el Patrón Jurado de Cusco es recibido por las familias e instituciones, quienes desde sus balcones expresan su veneración con interminables lluvias de ñujchus (flor nativa de color rojo que simboliza la sangre que derramó nuestro Señor).
Según la historia, los antiguos cusqueños emplearon estas flores para derramar y esparcir al Señor de los Temblores la misma que era recogida por niños y mujeres en grandes cantidades para luego ser transformados en hermosos arreglos florales que son colocados al Taytacha de los Temblores como ofrenda, hoy las hacen personalidades conocidas y las diferentes instituciones.

Por lo general, después del recorrido por la Plaza de Armas hace su ingreso a la calle Plateros hasta la iglesia Santa Teresa, en la cual se hace una pausa por 20 minutos para el cambio de sudario, luego continúa por la plaza de San Francisco y Espinar, donde se encuentra la iglesia de La Merced. Por último la imagen del Patrón Jurado del Cusco vuelve a ingresar a la Plaza de Armas por la calle Mantas, luego a la Catedral, para después dar su bendición a miles de cusqueños que se aglutinan en la Plaza de Armas para venerar al Cristo moreno.

Aproximadamente a las 7 de la noche, el Patrón Jurado de Cusco da su esperada bendición a todo el pueblo cusqueño entre tañidos de las campanas de la Catedral e Iglesia de la Compañía, que hacen vibrar las almas presentes. El sonido de las sirenas de los bomberos y patrulleros policiales, también se hace sentir; la gente llora, se emociona, grita y entre sollozos y lágrimas el Cristo Moreno lentamente desaparece entre las puertas de la Catedral, despidiéndose hasta el próximo año.

Durante el Martes Santo, se realizan misas solemnes con asistencia de todo el presbiterio. En el Jueves Santo, misas de la “Institución y del Sacerdocio” con procesión hacia el monumento (Templo de la Sagrada Familia). Viernes Santo a las 15.00hs. celebración de la pasión del señor y a las 17.00hs. Procesión del Señor del Santo Sepulcro (Basílica de la Merced).

Muchos fieles, el Viernes Santo, salen de madrugada y realizan un “Vía Crucis” desde la plaza San Francisco hasta la Cruz del Papa, ubicada en el Parque Arqueológico de Sacsayhuaman. Algunos, se dirigen a las cimas de los cerros donde hay una cruz y al retorno traen cruces de espinas o cactus, para colgar en la puerta de sus casas, y otros simplemente compran sus “cruces de espinos” y otros de “ñiguas”, adornadas con trenzas de ajo, flores silvestres de rosas, q'era y phallchas (florecillas moradas),también cruces amarradas y adornadas con hojas de palmera y hierbas; En la Plaza de San Pedro se realiza una feria conocida como “hampirantikuy”, donde venden estas hierbas nativas medicinales, que son ofertadas por personas que llegan de comunidades lejanas.

Algunas familias todavía acostumbran a realizar un ayuno como un signo de apoyo y humildad a los sufrimientos de Cristo. Pasado el medio día, las personas mayores ya prepararon los doce platos típicos, costumbre que viene perdiendo arraigo en las nuevas generaciones corriendo el riesgo de desaparecer junto a los tradicionales y originales potajes que se sirven en pequeñas porciones, estos son elaborados a partir de sopas y potajes a base de pescado, trigo, olluco, choclo y terminando con riquísimos postres como guisados de durazno, arroz con leche, asimismo rosquillas, suspiros, empanadas, maicillos, etc.

El Sábado Santo, se realiza la celebración de la solemne vigilia pascual; mientras que el Domingo de Resurrección se celebran solemnes misas de pascua y finalmente la clausura de semana santa.


Galería de fotos:


Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc... Semana Santa en Cusc...